Soy Monica Lazaro, Educadora Visual del Método Bates por convicción y maestra por vocación. Tuve miopía y astigmatismo desde los 12 años. Cansada de las gafas y lentillas me forme en el 2011 en el Método Bates para dejar de usarlas. Actualmente acompaño a las personas en el proceso de mejora de manera natural su visión para que puedan reaprender a ver con sus propios ojos sin necesidad de operarse. Después de usar las gafas a diario durante 24 años, al mejorar mi visión también ha cambiado mi manera de ver el mundo.

“Ver bien es un arte que se puede enseñar y aprender” Aldous Huxley

¿Cómo ve Mònica Lázaro su mundo después de dejar de usar las gafas a diario con el método Bates?

Cuando empecé a practicar el Método Bates y me animé a dejar las gafas para entrenar los ojos, noté que sentía mucha inseguridad a la hora de conducir. Así, que decidí ponerme las gafas encima de la cabeza para poder bajarlas al momento si las necesitaba. Automáticamente se me aclaró la visión. No tuve ninguna necesidad de usarlas. A cuanta más inseguridad, más borrosidad. Las emociones y nuestro estado físico y mental están muy relacionados con la claridad con la que vemos. Es por ello que ahora soy una persona más segura de mí misma y con ganas de que más personas puedan vivir sin la dependencia que las gafas generan.

A raíz de tu experiencia, te formaste como Educadora Visual del Método Bates, ¿en qué ayudas a tus clientes?

Les ayudo a conectar con sus ojos para aprender a utilizarlos de manera diferente y poder ver mejor. También a detectar los malos hábitos visuales y cambiarlos por unos de más sanos. Y, muy útil en el momento en que vivimos, a poder utilizar las pantallas sin desgastar los ojos.

Muchas de las personas que asisten a los talleres hartas de las gafas por las molestias que comportan, siguiendo el programa posterior e integrando las técnicas del método en su día a día, consiguen prescindir de ellas y vivir con más libertad.

¿En qué consiste el Método Bates?

Se trata de una disciplina holística que ayuda a las personas a tomar consciencia de cómo están utilizando los ojos, para poder volver a utilizarlos de manera natural, recuperando el movimiento ocular que se había perdido por el uso de las gafas, enfocando, respirando y parpadeando correctamente, relajando los ojos, liberando tensión del cuerpo y en definitiva, cambiando los malos hábitos visuales por unos más sanos. Es por esto que decimos que estamos “reaprendiendo a ver“.

¿Por qué el Método Bates es una disciplina holística que mejora el bienestar personal?

El Método Bates es una técnica de visión natural holística porque no trata los ojos aislados, todo el cuerpo está relacionado. Por mucho que relajemos los ojos, no conseguiremos demasiado si el cuerpo está rígido y lleno de tensiones. Por eso incorporamos técnicas corporales y ejercicios con todo el cuerpo.

También es muy importante el estado de la mente y de nuestras emociones. Si ponemos atención descubriremos que no vemos igual un día de mucho estrés o preocupaciones a otro en el que estemos relajados, en la playa, por ejemplo.

¿Cómo son tus Talleres Vivenciales para mejorar la visión de manera natural?

Hay varios formatos de taller, desde una mañana, todo un día hasta de fin de semana. También sesiones grupales semanales donde vamos haciendo un seguimiento más continuado. De cuanto más tiempo disponemos, más completo y vivencial es el taller.

La última modalidad que estoy aplicando son talleres en plena naturaleza. Se trata de sesiones cortas donde realizamos un recorrido en el bosque o algún paraje natural, aplicando las técnicas de visión natural. Es un escenario muy enriquecedor para relajar los ojos y practicar el método, a parte de disfrutar también de los innumerables beneficios de un baño de bosque: reduce el estrés y la tensión arterial, mejora el sistema inmunitario y la salud cardiovascular y metabólica, contribuye a un mejor descanso, entre otras muchas cosas.

¿Quién se puede beneficiar de tus formaciones para mejorar la vista?

Principalmente a las personas con miopía, hipermetropía, astigmatismo, presbicia (vista cansada) y estrabismo. Es muy incómodo vivir con estos problemas visuales, depender de las gafas para todo o ver como tu visión empeora año a año.

También recomiendo el Método Bates a las personas que quieren prevenir y evitar enfermedades visuales en un futuro. Hoy en día con el móvil y los ordenadores poca gente se salva de estar expuesto demasiadas horas a una pantalla. Se puede evitar la fatiga, visión borrosa, sequedad en los ojos y otros problemas que se derivan del abuso de la tecnología y ver una gran mejora en el día a día.

De las más de 100 personas que han asistido a tus formaciones del método Bates, ¿qué resultados te han impactado más?

Me han impactado muchos casos: desde compañer@s de formación que tenían más de 7 dioptrías y a día de hoy conducen y viven sin usar gafas a alumnas mías con graduaciones altísimas aventurándose en la naturaleza sin ningún problema sin sus gafas.

En concreto, el caso de mi alumna Nati, que en poco tiempo superó la presbicia y mejoró el glaucoma.  Al cabo de un año de practicar el método redujo una dioptría y media de miopía.

No me gustaría acabar esta pregunta sin mencionar, el caso de Meir Schneider, profesor y pionero de la visión natural. Nacido ciego en 1954 debido a unas cataratas congénitas. A partir de los 16 años, entra en contacto con el Método Bates y empieza a recuperar su visión. Hoy en día, con sus 65 años, vive una vida normal y puede conducir sin restricciones.

Cómo educadora visual, ¿qué consejo nos podrías dar para mejorar nuestra visión de manera natural?

Por una lado, dar libertad a los ojos, pasando el máximo de tiempo posible sin las gafas al aire libre, donde los ojos se relajan y tienen la posibilidad de enfocar a lo lejos. Y por otro, para todas las personas que usen o no gafas, disminuir el uso excesivo y abusivo que hacemos del móvil, y sobretodo, no usarlo a oscuras.

Una pregunta que me gusta saber de los profesionales del Bienestar. ¿Cuál es tu definición de felicidad? Y, ¿cómo logras serlo en tu día a día?

Para mí, la felicidad, es la capacidad de vivir plenamente en el presente, saboreando cada instante. En el día a día tengo que hacer esfuerzos para acallar el ruido de la mente, ya que soy una persona muy activa, y una de las cosas que me ayuda es la meditación, a parte de las técnicas de relajación de la visión natural.

Para acabar, y mirando hacia el futuro, ¿cómo te visualizas de aquí a 5 años?

Cumpliendo uno de mis objetivos más deseados: hacer llegar la visión natural y el Método Bates a cientos de personas, a través de talleres presenciales y cursos online. Me encanta poder acompañar a la gente en este proceso por el que yo he pasado. Pienso que si yo he podido superar la miopía y dejar las gafas, cualquiera que tenga ganas y voluntad, puede hacerlo.

Entrevista realizada por Carla L. Mas


Contesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

0 Comentarios
 

Informaciones que se difunden a usuarios (clientes):

Inicia Sesión con tu Email o Nombre de Usuario y Contraseña

¿Olvidó sus datos?

X
X
X